protectora de animales

Publicado el . Archivado en Noticias.

Tener una mascota es una decisión que cambiará por completo la vida de la familia durante un largo periodo de tiempo. Por eso, hay que tener muy en cuenta varios factores a la hora de dar ese paso. En Monrabal Chirivella estamos comprometidos con el mundo animal, por ello, desde hace 16 años colaboramos con la Protectora San Antonio Abad de Picassent (Valencia), que auxilia a los perros y gatos que llegan al refugio, e intenta proporcionarles un hogar donde vivir felices y dignamente.

En esta protectora dan cobijo y atienden a muchos perros abandonados de la Comunitat Valenciana. Cuidan de ellos y buscan familias que les den la oportunidad de seguir viviendo más allá de las rejas de una protectora. Perros  o gatos que alegran la vida de muchas familias que optan por la adopción y desestiman la compra. Hoy, Día Mundial de la Esterilización de las mascotas, queremos acordarnos de ellas y recordaros que si estáis pensando en ampliar la familia, lo mejor es daros una vuelta por esta protectora de Picassent y enamoraros de alguna de las mascotas que allí encontraréis.

Además, aprovechamos para contaros un poco sobre la esterilización, un requisito imprescindible que, además de prevenir la sobrepoblación de animales, es siempre beneficioso para su salud. Por ejemplo, en el caso de los machos, reduce el riesgo de prostatitis, y de cáncer testicular, prostático y anal. También previene de posibles problemas de agresividad del animal y defensa del territorio, y evita los problemas por marcaje.

En las hembras, aleja las infecciones de útero y el cáncer de mama, que son mortales en la mitad de las perras y casi el 60% de las gatas; y elimina la aparición del celo cada seis meses. En ambos sexos, ayuda a prevenir enfermedades de contagio sexual, y a evitar camadas indeseadas que provocan el sufrimiento o la muerte a muchos de los animales.

Así pues, antes de tener una mascota, es recomendable saber qué gastos puede suponer, qué cuidados necesita y, sobre todo, cuánto cariño y atención se le puede dar, para hacer de su mundo algo mejor.

Gracias a Lola y a sus dueños por cedernos esta preciosa foto de Jorge García Romeu.